Magdalenas de Espelta Integral (SIN lactosa) y el secreto de cómo hacer una magdalena perfecta

Esta receta no debe faltar en tu recetario básico de bollería, son unas Magdalenas de Espelta integral sin lactosa, que además de súper saludables ¡están de rechupete!

 

Son ideales para tanto para desayunar, como para merendar. Son muy fáciles de hacer, además si las haces como te explico aquí, apuesto a que van a quedarte perfectas.

¿Cual es el secreto para hacer una magdalena perfecta?

Pues más que un secreto, son varios los secretos para que tu magdalena sea perfecta. ¿Quieres saberlos? Pues te los cuento:

(Si quieres saber más acerca de las masas batidas y las diferencias entre Magdalenas, Muffins y Cupcake, te dejo este post que publiqué anteriormente donde te explico la diferencia que hay entre estas tres elaboraciones: Diferencia entre Magdalena, Muffin y Cupcake )

PASOS PARA HACER UNA MAGDALENA PERFECTA

  • EL ORDEN DE LOS INGREDIENTES, es esencial. Por norma general para elaborar una masa batida, a mi me gusta siempre batir los ingredientes en este orden para el caso de las magdalenas:

1. Huevos + Azúcar + Esencia (en el caso que lleve alguna esencia: limón, naranja, vainilla…)

2. Aceite

3. Leche animal o vegetal

4. Ingredientes secos: harinas, impulsor (levadura química tipo royal), cacao, bicarbonato (si la receta llevara), sal

5. Otros ingredientes: Por último incorporar otros ingredientes tipo chips de chocolate, fruta, frutos secos, crema de cacao, confituras

  • AMASADO:
    • Emulsionar (batir mucho) los huevos con el azúcar va a hacer que la magdalena te quede súper esponjosa y aireada.
    • Batir hasta que la mezcla haya doblado el volumen (cómo mínimo) y después de esto empezar a añadir ingredientes poco a poco.
  • REPOSO DE LA MASA:
    • Si la masa está reposada, va a desarrollar mucho mejor cuando hornees las magdalenas. Eso sí, cuando saques la masa de la nevera deberás batirla de nuevo antes de ponerla en las cápsulas para activar el impulsor (levadura química).
    • La masa de magdalena una vez hecha, tiene que reposar al menos 2 horas en frío, pero si las haces de un día para otro, te parecerá que estás menos rato en la cocina y es más llevadero. Yo la dejo de un día para otro. Esta masa la puedes tener en la nevera hasta 3 días sin problema.
  • RELLENADO DE CÁPSULAS: ¿CÓMO SABER CUÁNTA MASA PONER EN LAS CÁPSULAS?
    • Sea como sea tu cápsula, más grande o más pequeña, la medida justa de masa que deberás poner es una tercera parte, es decir, que te quede como un dedo para llegar al borde de la cápsula.
  • HORNEADO:
    • Para un buen horneado, deberás poner la bandeja con las magdalenas a media altura en el horno.
    • El horno deberá estar siempre precalentado entre 175ºC – 185ºC y con calor arriba y abajo. No metas nunca nada a hornear si no has precalentado el horno ¡es imporante! Generalmente en casa nunca horneo con la opción de aire, pero en los obradores que tienen horno de aire, este tipo de bollería suelen cocerlas en este tipo de horno, ya que éstos distribuyen el calor de manera más homogénea dentro horno.
    • Puedes hornear a 200ºC y menos tiempo, pero yo prefiero hornear a menos temperatura un poquito más de tiempo; pero cada horno es un mundo y nadie mejor que tú, conoces tu horno.
    • Es importante también en el horneado, que si tienes un molde para hornear cupcakes o magdalenas lo utilices para que no se te abra la cápsula cuando las rellenes con la masa y durante el horneado.
    • Y por último, también es importante que una vez horneadas las magdalenas se enfríen en una rejilla. Una vez las saques del horno, espera unos 5 minutos y luego trasládalas a una rejilla para que se enfríen. Si las dejas en el molde, con el vapor que desprenden al enfriarse se te puede mojar la cápsula y puede que se te despeguen.

Con estos sencillos pasos, estoy convencida de que te van a quedar unas magdalenas de 10, de esas que tienen un súper copete y super mulliditas por dentro. Y ahora sí, voy a la receta de estas Magdalenas de Espelta Integral SIN LACTOSA requetebuenísimas.

MAGDALENAS DE ESPELTA INTEGRAL SIN LACTOSA

INGREDIENTES (salen unas 30 magdalenas aprox):

  • 5 HUEVOS
  • 350 grs AZÚCAR MORENO
  • 2 cucharaditas ESENCIA DE VAINILLA
  • 380 grs ACEITE DE GIRASOL O DE OLIVA SUAVE
  • 120 grs LECHE AVENA
  • 420 grs HARINA DE ESPELTA INTEGRAL
  • 14 grs IMPULSOR (levadura química tipo Royal)
  • 1 pizca SAL
  • C/S RALLADURA DE NARANJA o LIMÓN (opcional)

INGREDIENTES PARA DECORAR:

  • MIX DE SEMILLAS o
  • COPOS DE AVENA o
  • ALMENDRA CRUDA LAMINADA y
  • c/s AZÚCAR MORENO

Para decorar, he cogido la última opción, las decoré con un poco de azúcar moreno y la almendra cruda laminada. El azúcar moreno les aporta un toque crujiente a cada mordisco.

PROCEDICMIENTO:

  1. Bate los huevos junto con la esencia de vainilla con el azúcar moreno hasta que la mezcla haya doblado el volumen. Si has puesto ralladura de limón, también este es el momento de incorporar la ralladura.
  2. Añade el aceite poco a poco y bate hasta que esté incorporado.
  3. Añade la leche de avena y bate hasta que se integre.
  4. Incorporar la harina de espelta integral, junto con el impulsor y la sal y batir hasta que esté completamente incorporada. A la harina de espelta integral le costará tamizarse, tamiza lo que te deje tamizar esta harina, cuando veas que ya no puedes tamizar más directamente incorpora el resto de la harina a la mezcla.
  5. Una vez tengas la masa, hay que dejar reposar, mínimo 2 horas en nevera, pero si la haces de un día para otro te quedará aún mejor.
  6. Cuando vayas a usar la masa para hornear, saca el bol de la nevera y bate de nuevo un poco con las varillas para activar el impulsor.
  7. Pon la masa en una manga pastelera que te irá mucho mejor para rellenar las cápsulas.
  8. Pon las cápsulas en un molde para hornear cupcakes y rellénalas 3/4 partes del molde, que te quede un dedo libre de masa hasta el borde de la cápsula.
  9. Ahora añade sobre la masa lo que hayas escogido: Mix de semillas, copos de avena o un poco de azúcar moreno y almendra cruda laminada, como las que hice yo. Presiona un poco sobre el ingrediente que pongas para que se pegue a la masa y al hornear no se te vayan a caer todas por el molde.
  10. Con el horno precalentado a 175ºC-185ºC hornea las magdalenas de 20 a 22 minutos. (Yo las tuve 22 minutos).
  11. Cuando ya estén horneadas, sacar del horno, esperar 5 minutos y pasado este tiempo, pasar las magdalenas a una rejilla para que se enfríen.

No te preocupes si no vas comer tantas magdalenas por la razón que sea, las puedes congelar e ir sacando en función en que las necesites. Yo hice la fórmula doble, me salieron unas 61 magdalenas y congelamos unas cuantas, pero es que ya casi no quedan y las hice hace dos días. Están tan buenas, que entre meriendas y desayunos están desapareciendo.

¿Sabías de la importancia del orden de los ingredientes a la hora de hacer una masa? ¿Te ha parecido interesante esta información? Cuéntamelo aquí abajo en comentarios.

¡Feliz semana!

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *